Por Francisco García

Shane Keisel es un hincha acérrimo del Utah Jazz y se volvió famoso luego de enfrascarse en una discusión con Russell Westbrook de los Oklahoma City Thunder la noche del lunes.

Según el jugador, Keisel usó frases racistas y por eso le respondió amenazándolo a él y a su mujer.

El Utah Jazz decidió prohibirle el ingreso al estadio de por vida al irrespetuoso fanático, pero Keisel no quiere dar su brazo a torcer. La prensa estadounidense asegura que planea demandar al “Jugador Más Valioso” de la temporada 2017.

“No me importa lo que Westbrook diga. Puede amenazarme todo lo que quiera. Yo era el que le estaba hablando. Pero no amenaces a una mujer. Ella mide 1,50 metros de altura y pesa 49 kilos. Nunca le dirigió una palabra”, dijo el fanático.

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here