Por Fabián Morales

Para los nostálgicos, el triunfo de este domingo de Cristian Garin ante Diego Schwartzman en la final del ATP 250 de Córdoba rememoró una de las primeras hazañas del Nico Massú en el circuito ATP.

En la gira sudamericana de la temporada 2002, el viñamarino logró el título del ATP de Buenos Aires después de remontar un 2-6 y 1-5 ante el argentino Agustín Calleri, con un público trasandino que no podía creer que su compatriota perdiera finalmente por 2-6, 7-6(5) y 6-2 en el Buenos Aires Lawn Tennis.

Esa épica se vio este domingo en el triunfo del Tanque, quien supo revertir un 6-2 en contra en el primer set, ante un rival que parecía gigante con el apoyo del público cordobés, que pifiaba en cada ocasión posible al nacional.

Imagen

Garin, consciente de que un triunfo lo instalaba en la mejor posición de su carrera, repitió un patrón que lo caracterizó en los últimos encuentros: saber recuperarse ante un mal inicio. Con un sólido 6-4, emparejó el duelo y llevó la final a un tercer set, donde ratificó su gran fortaleza mental.

El 6-0 en el último parcial fue la demostración de un Garin intenso, preciso y avasallador, que no tuvo contemplación con Schwartzman, quien estaba totalmente desconcertado y que solo atinó a ver el espectáculo del nacional.

“Todo esto no me conforma, tengo mucho por mejorar y eso es lo bueno. No puedo verlo de otra forma. Independiente de que los resultados sean buenos, tengo mil cosas para hacer mejor”, señaló el triunfador al sitio del ATP Tour.

Con este triunfo, el Tanque sumó 250 puntos y se ubicó en el puesto 26 del ranking ATP, en el mejor registro de su carrera. En lo próximo, el chileno disputará el ATP 250 de Buenos Aires, donde intentará seguir avanzando en el escalafón mundial.

Imagen

Créditos: ATP Córdoba

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here