Por Juan Pablo Ríos | @juanpablorios

Hace una semana, Benevento estampó su regreso al fútbol de honor en Italia. A estas alturas eso ya no es noticia, principalmente porque tras derrotar a Juve Stabia por la cuenta mínima, el cuadro que dirige el mismísimo Filippo Inzaghi firmó su ascenso a la Serie A.

Lo interesante ahora es saber cómo lograron esta proeza, la que seguramente quedará en la memoria tras haberse concretado en plena pandemia. En primer lugar, vale destacar que le sacaron la envidiable suma de ¡21! puntos a sus más cercanos perseguidores, Crotone (55) y Citadella (52), a pesar de caer en el duelo de la última fecha, precisamente ante el sublíder.

Para lograr tamaña diferencia, hay que detallar que varios jugadores destacaron a lo largo de la temporada. Según SofaScore, el mediocampista Nicolás Viola fue quien obtuvo -hasta la fecha- la mejor calificación del equipo, con un puntaje de 7,50. Y no es menor, pues entre goles y asistencias acumula 14 participaciones. En contraparte, resalta la eficacia defensiva: apenas 18 goles recibidos, el mejor bloque posterior de la liga.

Asimismo, en la plantilla sobresalen los experimentados Marco Sau -pana de Mauricio Pinilla en la delantera de Cagliari hace 7 años-, Luca Caldirola -ex Inter-, Christian Maggio -ex seleccionado y mundialista italiano- y Roberto Insigne, hermano menor de Lorenzo.

Ubicados en la homónima ciudad de apenas 60 mil habitantes, Benevento juega sus partidos de local en el Comunale Ciro Vigorito, estadio que cuenta con una típica infraestructura itálica. Lastimosamente, tuvieron que celebrar a puertas cerradas el título en dicho reducto.

Otro tema a considerar, eso sí, es que la anterior campaña en Serie A de este equipo fue terrible: perdieron todos sus pleitos hasta la fecha 14 y lograron su primer punto en un dramático empate ante Milan, con gol de su portero Alberto Brignoli, quien subió a cabecear al último minuto. Así, registraron el peor comienzo de la historia en la primera categoría de las cinco ligas más importantes de Europa (Italia, España, Inglaterra, Francia y Alemania).

Recién el 30 de diciembre de aquella temporada celebraron su primera victoria, ante Chievo Verona. Finalmente, fueron condenados al descenso con apenas 21 puntos, a falta de cuatro jornadas para el fin del campeonato.

Bajo este contexto es que ahora no quieren pasar ningún tipo de zozobra, por lo que iniciaron un ambicioso plan para reforzarse de cara al curso 20/21: firmaron al delantero galo de 33 años Loïc Rémy, quien dejó Lille. Además, según indica Olé, iniciaron negociaciones con dos cracks de la Superliga Argentina, tales como Mauro Zárate de Boca y Jorge Carrascal, colombiano que la descose en River Plate. Por si fuera poco, trascendió que hay conversaciones muy avanzadas con el campeón del mundo en 2014, André Schürrle.

EFECTO PIPPO

El histórico ex delantero del Milan, Filippo Inzaghi, tomó las riendas del club hace poco más de un año, el 22 de junio del 2019. En esa ocasión, el gerente deportivo Pasquale Foggia se fijó en Pippo con la clara misión de ascender. Y así fue.

En la cancha, el equipo se para con un clásico 4-3-3, aunque a veces, según la circunstancia del propio partido, este puede pasar a un 4-4-2. En lo práctico, tanto Marco Sau como Gabriele Moncini las hacen de referentes de área, mientras que Roberto Insigne y Riccardo Improta se descuelgan más por los extremos. Destaca la polivalencia de la mayoría de los jugadores. Casi todos tienen opciones de llegar al gol, por ello es que no hay un artillero que tenga más de 10 celebraciones por sí solo.

Roberto Insigne

Con la llegada de algunos refuerzos, es de esperar que este club tenga un buen pasar en su segunda expedición por la Serie A durante la próxima temporada.

Créditos: Sportmediaset – Mediaset Play

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here